Chile. Acto por el 55 aniversario de la victoria de Playa Girón

Santiago, viernes 15 de abril, a las 19.00Hrs

Por “Raíces Cubanas” y la Embajada de la República de Cuba

La Asociación Cultural de Cubanos Residentes en Chile “Raíces Cubanas” y la Embajada de la República de Cuba, en colaboración con el Archivo Nacional de Chile invitan a la familia cubana, en especial a los más jóvenes de la casa, para juntos conmemorar un nuevo aniversario de la Victoria en Playa Girón.

Para ello contaremos con la presencia y el testimonio de un protagonista de aquella gesta histórica y tendremos el privilegio de dialogar amenamente con él.

Viernes 15 de abril – Hora: 19:00 hrs.

Lugar: Archivo Nacional de Chile. Miraflores No. 50. Santiago Centro / Metro Santa Lucía

————————————–

Playa Girón, aniversario 55 de la victoria cubana sobre la invasión

por Wilfredo Alayón (*)

Matanzas (PL) Cuba celebrará el próximo 19 de abril el aniversario 55 de la victoria sobre una fuerza invasora compuesta por mil 500 hombres, equipada, entrenada y financiada por el gobierno de Estados Unidos. Será la evocación de un día que trascendió a la historia del continente como la primera gran derrota militar estadounidense en América, y símbolo de la decisión de los cubanos de decidir, por ellos mismos, su destino.

Desde el triunfo de las fuerzas guerrilleras lideradas por Fidel Castro el 1 de enero de 1959, la administración norteamericana vio con extremo desagrado las disposiciones adoptadas por los dirigentes del naciente Estado.

Entre las muchas decisiones adoptadas para beneficiar a la población,la ley más significativa fue la de Reforma Agraria, que expropió la tierra a numerosos latifundistas nacionales y a consorcios foráneos, en especial a norteamericanos.

Washington comenzó a presionar y agredir económicamente a Cuba con fuertes medidas como la anulación de la cuota azucarera, la prohibición de exportar piezas de repuesto, además de suprimirle el suministro de petróleo.

Como colofón, los gobernantes de la Unión implantaron un riguroso y férreo bloqueo económico, aún vigente a pesar de transcurrir el año 16 del tercer milenio, medida que entorpece el comercio con La Habana.

En marzo de 1960, el entonces presidente Dwight Eisenhower ordenó a la Agencia Central de Inteligencia (CIA), financiar, reclutar y entrenar a una fuerza de exiliados cubanos en EE.UU. para invadir a la nación caribeña.

La tropa, que imitaba a las unidades de asalto anfibio del ejército de la norteña nación, recibió el apelativo de Brigada 2506, a la que se incorporaron modernos equipos como blindados, armas automáticas y una treintena de aviones.

Después de varios estudios, la CIA escogió como territorio para la incursión una franja de playa en la Ciénaga de Zapata, región ubicada al sur de la occidental provincia de Matanzas, con exigua población y pocas vías de acceso.

El Pentágono y la Central de Inteligencia acordaron denominar Pluto a esta Operación cuyo objetivo era, tras el desembarco, aislar la zona, establecer una cabeza de playa y formar un “gobierno” que llamara en su “auxilio” a Estados Unidos.

La invasión comenzó en la madrugada del 17 de abril de 1961 por Playa Larga, en el arco superior de la Bahía de Cochinos, y por Playa Girón, en el flanco derecho de la rada.

Los invasores llegaron desde Puerto Cabezas, Nicaragua, en cinco barcos mercantes artillados y nombrados Houston, Atlantic, Río Escondido, Caribe y Lake Charles, además de contar con dos unidades de guerra LCI empleadas por la marina norteamericana.

También dispusieron de tres barcazas LCU para transporte y desembarco de equipos pesados, y de otras cuatro embarcaciones denominadas LCVP para carga y traslado de personal.

Después de cruentos combates, las fuerzas cubanas, dirigidas por Fidel Castro desde el propio escenario de los hechos, aplastaron la correría y liberaron a Girón, último reducto enemigo, el 19 de abril, en menos de 72 horas.

La fuerza atacante tuvo un total de 88 muertos y mil 197 prisioneros, mientras que por la parte cubana cayeron 155 combatientes con un número indeterminado de heridos.

CIENAGA DE ZAPATA ACTUAL

La Ciénaga de Zapata es una agreste zona, asiento del mayor y mejor conservado humedal del Caribe insular; cuenta con más de nueve mil pobladores en una veintena de comunidades y cuatro mil 520 kilómetros cuadrados de extensión.

Estas características demográficas y geográficas convierten a la demarcación en el más grande municipio de la mayor de las Antillas y, a su vez, en la municipalidad más despoblado de la nación.

La naturaleza de la comarca es exuberante, con diferentes tonos en sus aguas, una rica flora y abundante fauna, y la característica de contar con tres especies de aves endémicas: la Gallinuela de Santo Tomás, el Cabrerito de la Ciénaga y la Ferminia.

A pesar de lo inhóspito del territorio, a 200 kilómetros al sureste de la capital cubana, decenas de cenagueros, como es conocida la población, han aprendido computación en un Joven Club habilitado para la enseñanza de esas técnicas digitales.

Con una economía basada en las ramas forestal, turística, pesca y apicultura, el entorno se ha transformado en la última media centuria por la construcción de cientos de kilómetros de terraplenes, escuelas e instalaciones de salud.

En particular, desde inicios del proceso revolucionario en 1959 se crearon centros para el desarrollo de la actividad turística, sector que asciende en los últimos años por lo favorable para la práctica del ecoturismo.

Especialistas aseguran que al influjo del proceso de actualización económica del país, se ha incrementado la gestión privada en la rama, en tanto el gran reto es crecer pero con sostenibilidad y con la protección del hábitat.

Para celebrar el aniversario 55 de la Victoria de Girón, las autoridades locales ejecutaron y también desarrollan un programa de remozamiento de entidades económicas y sociales.

Dos de estas emblemáticas instalaciones son la Aldea Taína, que se levanta en una isla artificial ubicada en la Laguna del Tesoro, y el Museo de Girón. Los trabajos de rehabilitación de la Aldea incluyeron más de 61 mil metros cúbicos de turba así como el levantamiento de una barrera protectora o empalizada mediante el empleo de especies maderables muy resistentes al medio acuoso.

El pintoresco sitio exhibe 25 figuras elaboradas en barro y cemento por la escultora cubana Rita Longa, las que muestran distintas actividades (caza, pesca y diversos juegos) practicadas por los aborígenes de la ínsula.

La sala museable, por su lado, recibió acciones de remozamiento de albañilería, carpintería, electricidad, iluminación, pintura y jardinería, además de un nuevo montaje museológico y la restitución de paneles y vitrinas.

Este Museo recoge, entre otros objetos, armamento capturado al enemigo, fotos y reseñas biográficos de los caídos en defensa de la naciente Revolución, y es testimonio vivo del valor y la firmeza de los combatientes de aquella gesta.

(*) Corresponsal de Prensa Latina en Matanzas.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.