!Chile de pie¡ Paro popular. Fin al estado de excepción, castigo a los represores y violadores de los DD.HH.

Profesores se pronuncian

SINDICATO ÚNICO DE TRABAJADORES DE LA EDUCACIÓN.

Frente a los acontecimientos que están remeciendo el país, el Sindicato Único de Trabajadores de la Educación SUTE-CHILE, se hace el deber de declarar lo siguiente:

  • Esta no es una crisis del gobierno, es una crisis del sistema y su modelo, es la acumulación de la desigualdad de un sistema que solo ha sabido producir pobres y hacer más ricos a las clases dominantes.
  • Declaramos que estamos frente a un Estado Fallido, el gobierno es incapaz de gobernar, han sido incapaces de utilizar su propia institucionalidad, que, siendo ilegitima, es el marco legal que deberían cumplir. Han sido incapaces que cumplir el contrato social y han entregado el gobierno a los militares quienes están cumpliendo el rol que les cabe al gobierno, al ministerio del interior, al Ejecutivo en su conjunto. Este gobierno debe cesar, deben renunciar o deben ser removidos y construir un nuevo gobierno desde la participación del pueblo.
  • Denunciamos la corresponsabilidad del Poder Legislativo, que han sido cómplices activos y pasivos del fin de la República y la limitación de los derechos del pueblo. Han legislado siempre para el mismo sector social que hoy se está tomando el poder por la fuerza, como siempre lo han hecho, reprimiendo al pueblo trabajador, instalando el terror y matándolos.
  • Estamos observantes de las acciones del Poder Judicial, de quienes esperamos que se pongan del lado del pueblo trabajador, que hagan cumplir las mínimas garantías constitucionales que nos da la constitución dictatorial de 1980. Deben declarar ilegal las acciones de las fuerzas represivas y acoger cada uno de los recursos de amparo que comienzan a ser presentados por vulneración grave de Derechos Humanos de la que está siendo víctima el pueblo, perseguir a los homicidas y torturadores y encarcelarlos, desde el jefe político hasta el soldado que disparó.
  • Repudiamos la acción de las Fuerzas Armadas y de orden, hijos de la clase trabajadora que hoy, como siempre, se ponen al servicio de la clase social que nos explota, que nos limita en nuestras libertades, y que los usa como fuerza de choque contra su mismo pueblo, cometiendo, bajo las órdenes de oficiales que responden a su propia clase, abusos, atropellos, torturas y homicidios. Están matando a su pueblo, y su pueblo los juzgará.
  • Denunciamos el rol de los medios de comunicación de la patronal, quienes desde el inicio de las acciones populares de evasión y protesta se han dedicado a criminalizar la protesta, asegurando mentirosamente que son acciones ilegales y de vandalismo, e instalando el terror en la población con la finalidad de volver contra su propio pueblo a la ciudadanía. Los acusamos y hacemos responsables de acciones de terrorismo, cómplices del terrorismo de estado impuesto por este gobierno, ya ilegitimo y fuera de la ley. Llamamos a los periodistas conscientes a desmentir e informar la verdad, a salirse de las líneas editoriales instalados desde los dueños de los medios, el gobierno y sus Agencias de Inteligencia.
  • Llamamos a todas las fuerzas sindicales, políticas y sociales a aunar la plataforma del pueblo y golpear juntos en contra del poder y poner fin a este gobierno, su modelo y sistema para construir una democracia popular.

 Por lo tanto, exigimos:

  • Fin a la militarización, que los milicos vuelvan a sus cuarteles ahora. Fin del Estado de Excepción y acabar con esta dictadura que está imponiendo un autogolpe de Estado en contra del pueblo pobre y trabajador.
  • Renuncia de todos los representantes del Poder, del Ejecutivo y Legislativo, por no representar al pueblo y aquellos que tengan una postura ética y popular que se sumen al proceso constituyente y participen en la creación del nuevo Chile.
  • La convocatoria de una Asamblea Constituyente Popular dirigidos por los trabajadores y todas las fuerzas sociales del pueblo, con todas las naciones y todos los pueblos que componen el multifacético Chile, que permitan avanzar y crear una nueva sociedad, verdaderamente democrático, con participación y actuación del pueblo.
  • Fin a todos los pilares que sustentan este modelo, eliminar los 11 pilares impuestos desde la Dictadura y que son la base del descontento popular.
  • Devolver la educación al pueblo, la educación debe volver al Estado bajo control de los trabajadores, que asegure verdaderamente una Educación Pública por y para el pueblo.
  • Renacionalización de los Recursos Naturales, Servicios Públicos y Áreas estratégicas de la Economía, que vuelvan al pueblo y que su riqueza sea para todos.
  • Democratización de las Escuelas Matrices de la Fuerzas Armadas y de Orden. Fin a los soldados al servicio de la clase dominante y que los hijos de los trabajadores puedan llegar a ser oficiales.

Por último, a nuestros socios:

  • Sute se hace parte de la convocatoria a Huelga Nacional para este miércoles 23 y jueves 24 y llamamos a todos nuestros socios a hacerse parte activa en las concentraciones y manifestaciones donde sean convocados en el todo el Pais. Este es un movimiento popular y nacional.
  • Llamamos a todos nuestros asociados a que estén atentos a las instrucciones y sugerencias ya hechos y las que habrá.
  • A resistir con entereza esta intentona golpista y facistoide en contra del pueblo pobre y trabajador.
  • A manifestarse en sus territorios, defenderse y defender al pueblo de la represión que estamos sufriendo.
  • A estar preparados a asistir en masa a los centros de poder cuando reciban el llamado a reivindicar el petitorio del pueblo.

¡Solo confiamos en nosotros, los trabajadores!

¡Fin a la Dictadura Empresarial y Militar!

¡A la Huelga General!

¡Por una Constituyente Popular!

SUTE-Chile. 22 Octubre de 2019.

—————————-

Llamado de Asociación Intersindical deTrabajadoras y Trabajadores Clasistas, AIT.

LA PROTESTA POPULAR NO PARA: TRABAJADORAS Y TRABAJADORES A LA CALLE.

Seis días han transcurrido desde el estallido social que naco desde el descontento del pueblo y la clase trabajadora. Este levantamiento popular no parece tener una duración definida, la acumulación de rabia e indignación sobrepaso todos los límites, la reacción del gobierno ha Sido completamente nefasta, sus anuncios son tardíos e insuficientes, lo que se suma a la obscena manipulación de la realidad que realizan a diario los medios masivos de comunicación, que están al serviC10 del empresariado. No debemos caer en el juego que nos quieren imponer, y menos aceptar las migajas que ofreció Piñera en su último discurso:

  • Mientras exigimos fin a las AFP, el gobierno ofrece aumentos que no superan los $20.000 para las pensiones básicas solidarias, y aportes fiscales que supuestamente aportarían al ahorro previsional. En definitiva, dinero fiscal para las AFPs.
  • Mientras exigimos farmacias estatales, el gobierno ofrece seguros que sólo servirán para seguir inyectando dinero a los empresarios de las farmacias que ya se coludieron
  • Mientras exigimos un sueldo mínimo de $500.000 el gobierno propone un «sueldo mínimo garantizado» de 350.000 que no será pagado por los empresarios, sino que con nuestros mismos impuestos
  • Mientras exigimos el congelamiento de las tarifas de servicios básicos, el gobierno propone un «mecanismo de estabilización» de las tarifas eléctricas, que no tenemos certeza de cómo se implementará.
  • Mientras exigimos una jornada laboral de 40 hrs. sin flexibilidad, los parlamentaros del gobierno se retiran para sabotear su tramitación en el congreso

Sabemos que la apuesta del Bloque en el Poder es el desgaste del movimiento popular, por lo que se han encargado de criminalizar las acciones de protesta, reprimiendo con brutalidad a quienes han decidido luchar. Pero no toleraremos la presencia de fuerzas armadas en las calles, rechazamos de manera tajante la represión que han instalado con los estados de excepción y toques de queda. La irracionalidad absoluta de policías y militares, que han derivado en detenciones masivas, agresiones y asesinatos, lejos de amedrentarnos, han enfurecido aún más al pueblo, quienes han resistido largas Jornadas de protesta en los diferentes focos de acción.

Es por esto que como trabajadoras y trabajadores debemos expresar el sentir popular en la calle, también en nuestros sindicatos y lugares de trabajo, discutiendo las demandas que se han levantado, convocando a asambleas de base, apostando a la paralización absoluta de actividades y la manifestación callejera. Tenemos que protagonizar este momento histórico, porque no serán los dirigentes de las grandes organizaciones tradicionales, los que van a dar la pelea por quienes nos alzamos en la protesta, ellos siempre nos han vendido con sus pactos de conciliación. Hoy debemos velar por que el sindicalismo de base, clasista y combativo sea parte fundamental de la solución al conflicto.

Para eso debemos tener una participación activa en las diversas jornadas de protesta, en ese sentido hacemos un llamado a al PARO de hoy miércoles 23 de octubre. Finalmente, creemos que en momentos como estos es crucial generar y fortalecer espacios de solidaridad de clase en los diferentes territorios en que vivimos, con pobladores/as, trabajadores/as, organizaciones sociales y políticas. Son nuestros territorios, y debemos defenderlos de toda represión impuesta por el Gobierno.

¡En todos los territorios se organiza la clase trabajadora, la protesta popular no para!

 

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.