Chile memoria: Sudamericana de Vapores y Ricardo Claro, figuras represivas del capital.

Proyecto Lebu: maqueta de una cárcel flotante.

Para los porteños y las porteñas el barco “LEBU” simboliza – junto a otros recintos de la Armada de Chile, como por ejemplo el Cuartel Silva Palma, la Academia de Guerra y el Buque Escuela Esmeralda – el horror de la prisión política y tortura realizada en contra de los chilenos y chilenas por la Marina acá en Valparaíso. Por otra parte este barco, de propiedad de la Compañía Sudamericana de Vapores (SAV) en esa época, representa la unión cívico-militar que caracterizó a la dictadura instaurada en nuestro país el 11 de septiembre de 1973. Hasta el día de hoy los cómplices civiles del golpe de Estado, activos y pasivos, siguen en total impunidad.

Transcribo a continuación parte de dos testimonios de prisioneros políticos que estuvieron detenidos en esta “cárcel flotante”:

1.- Omar Marín, quien fue detenido a mediados de septiembre del año 1973, siendo en ese entonces alumno del Liceo Eduardo de la Barra, en relación con la prisión sufrida en el barco LEBU manifiesta lo siguiente:

(…) En la mañana nos sacan en el mismo camión y empiezan a dar vueltas por los cerros…sabíamos que íbamos para el lado del mar, pero no hacia adónde….nunca nos imaginamos que íbamos a llegar al molo…ahí nos hacen bajar y ahí viene lo pesado del secuestro, porque el cambio fue muy brutal…con bayonetazos, patadas nos hacen tirar al suelo…sobre el cemento… Nos hacen subir al buque pegándonos culatazos, patadas, nosotros íbamos con las manos en la cabeza subiendo por el tablón hacia la cubierta del Lebu.

Allí nos hicieron tirarnos al piso…después nos hacen pararnos a patadas, combos y culatazos y nos llevan hasta la orilla de una bodega que había…cuando me doy vuelta para bajar y afirmarme de la escalerilla me pegan en la mano derecha y me quiebran este dedo, me queda colgando y llena de sangre la mano que me pisaron…en el medio de la bodega había unos tambores de aceite partidos por la mitad, que eran los tachos para orinar y obrar…en la noche nos acurrucamos sobre las latas para dormir, como perros, sobre la lata pura, el fierro puro….de repente llamaban a distintas personas para que subieran para tortura…la sed y el hambre empiezan a consumir y a desesperarte, eso fue por tres a cuatro días…nos hacen subir a comer después de estos días, en un tiesto metálico, era una sopa con unos porotos y unos bichos, eran como 5 o 6 porotos con gorgojos…nos hacían salir de noche, cosa que no se dieran cuenta que había un buque con gente arriba…. en el día hacía calor y en la noche frío, eran los dos extremos en esa bodega. El hedor que salía de los tarros era muy fuerte… los subían y a veces nos hacían formar para soltar los excrementos y orina sobre nosotros…estuve 15 días allí.”

2.- En parte de un extenso y detallado testimonio entregado el año 2010, cuando se reabrió la Comisión Valech, Félix Manuel Laborde Etchepareborde, profesor de Metalurgia y Ciencias de los Materiales de la Universidad Técnica Santa María de Valparaíso y de la Escuela de Oficiales de la Marina en Salinas, Viña del Mar, respecto de las torturas sufridas en el LEBU, relata lo siguiente:

“(…) Me vendaron antes de entrar. Me desnudaron. Me colgaron de las manos con un cordel que hacía daño. Pies amarrados. Y vamos con patadas, combos y electricidad. Mucha electricidad. Logré ver a través de la venda. Eran al menos 4 marinos. Sin capucha. Pintados, Se reían mucho de mis gritos y espasmos. Electricidad en la lengua, en el ano, en los testículos. Ninguna pregunta. Solo cóctel de electricidad + risas + gritos histéricos (…)”

También en su testimonio, Félix Laborde, realizó un ESQUEMA DEL LEBU Y SUS BODEGAS, cuya gráfica y descripciones transcribo a continuación:

“1.- “Escalerita” vertical dando al vacío de la “Bodega Central Superior” (ver “A”)

2.-Escalera vertical al interior del mástil, permitiendo acceder de la “Bodega Central Superior”, donde estábamos, a la prohibida “Bodega Central Inferior”, vacía, fondo del barco (ver “B”).

3.-Lugar del fondo donde se suicidaron los que se lanzaron del puente (ver 5) o de la bodega “A”. Parte sin tablones de separación A-B.

4.-Posición de la “Bodega Central”

7.-Parte con tablones de separación A-B, lugar donde estuvo el grupo para la foto de la página precedente.

8.-Lugar de la Bodega Central donde dormíamos en el suelo, parcialmente protegidos del rocío de la noche con parte del puente. Cuando fuimos muchos, algunos dormían “al rocío”, pero sobre planchas.

9.-Otra bodega que se llenó posteriormente (¿otros 300?)

10.-Palenques o grúas utilizadas para subir y bajar los fondos de comida y los “chutes” WC desde cubierta (ver  5) hasta la Bodega Central (ver “A”)”

El Testimonio completo del profesor Laborde se puede revisar en el siguiente sitio web:

Para conocer más a fondo sobre el Proyecto de la Maqueta del Barco LEBU conversé con Antonio Oyarzo, gestor y productor de esta iniciativa llevada adelante por un grupo de compañeras y compañeros, la gran mayoría de ellos ex Presos y Presas Políticas. Cabe hacer notar que la iniciativa de materializar este símbolo de la represión acá en Valparaíso, como lo es el barco LEBU, se enmarca dentro de un proyecto mayor, orientado a rescatar la historia de sobrevivencia y  resistencia a la barbarie que las prisioneras y prisioneros políticos llevaron adelante, utilizando para ello diferentes manifestaciones y expresiones artísticas, en especial, en este caso, las que tienen que ver con la música, el teatro y el humor.

¿Antonio, Cómo surge la idea de realizar esta maqueta?

“Fue una idea que surge por ahí por julio, agosto, e incorporó a un grupo de voluntades, de personas que pasaron por diferentes lugares de prisión política y solo un de este equipo de voluntarias y voluntarios estuvo en el Lebu, el compañero Gilberto Hernández, que está en Inglaterra, pero todos los compañeros y compañeras han estado aportando antecedentes y testimonios para sacar adelante este proyecto.”

¿Por qué se decide hacer una maqueta del buque Lebu?

“Es un aporte no solo para Valparaíso, sino para el resto del país, ya que así la gente podrá conocer mucho más del Lebu. La Compañía Sudamericana de Vapores en el momento del golpe de Estado facilitó tres unidades mercantes a la dictadura. Una fue la motonave “Andalién”, la segunda fue el “Maipo”, y el tercero fue el “Lebu”, que estaba en condiciones no operativas en el molo de Valparaíso, ya que había sufrido un incendio en sus calderas. Este barco fue utilizado de inmediato por la Marina chilena como cárcel flotante. Esa es la importancia que tiene. Ahí llegaron compañeras detenidas, en un número cercano a las 18, y alrededor de mil compañeros llegaron detenidos, incluyendo menores de edad y adultos mayores. En ese lugar hubo mucha tortura, mucho simulacro de fusilamiento. Hay prisioneros y prisioneras que pasaron por allí, hijos y familiares de los detenidos, que están aportando testimonios que serán parte de este proyecto. Esa es la importancia que tiene el “LEBU”.

¿Qué se hará con esta maqueta, una vez que esté terminada?

“Inicialmente se expondrá en la Ex Cárcel de Valparaíso, luego pretendemos hacer una muestra itinerante por distintos lugares, como el Ministerio de Cultura acá en Valparaíso, y luego un itinerario en distintos lugares de memoria como Villa Grimaldi, Londres 38, Museo de la Memoria, donde sea requerida.”

¿Quiénes llevan adelante este proyecto?

“Somos un pequeño grupo de voluntades, casi todos ex prisioneros y prisioneras políticas, y es un proyecto que va mucho más allá de la maqueta, ya que como estamos juntando relatos y testimonios, que están siendo recopilados por el compañero Gilberto, en Inglaterra, quien va a hacer un cuadernillo. El equipo cercano  y de intensa vida solidaria que ayuda a materializar esta idea está formado por: Gilberto Hernández, Ricardo Aravena, José Bonifaz ( los tres son ex prisioneros  del barco Lebu),

Luis Madariaga, Alvaro Vidal y Antonio Oyarzo (nosotros también  somos ex PP, pero no estuvimos en el Lebu)”.

¿Se complementará la maqueta del Lebu con estos testimonios?

“Claro, mediante pendones, afiches y otro tipo de material de difusión.”

¿Esta maqueta del Lebu, tengo entendido que está inserta en un proyecto mayor?

“Claro, esto surgió como parte de un proyecto que busca rescatar la vida artística y la resiliencia que tuvimos los presos y presas políticas, en diferentes lugares de detención de la V Región, que fue una manera de sobrellevar la durísimas condiciones de prisión y tortura, un mecanismo de defensa para traer vida y alegría a estos lugares de detención oscuros y siniestros. Incluso ahora hay unos compañeros músicos en Alemania que están creando una canción relacionada con el “Lebu”.  Este trabajo será mostrado el día 20 de febrero durante el Encuentro Nacional de los Ex Presos y Presas Políticas, que no sabemos si se podrá hacer en forma presencial o deberá ser virtual, por esto de la pandemia.

¿Me podrías detallar la forma en que se dará a conocer este proyecto a la Comunidad porteña?

“El 20 de febrero entregaremos tres trabajos a la comunidad, a la solidaridad y a la memoria histórica:

a) Una réplica del LEBU

b) Una publicación que recopila relatos, apuntes de prensa, fotos, etcétera, que se realizará en Inglaterra

c) Un Video que mostrará un resumen de un trabajo mayor relacionado a la confección, los aportes de material, las  fotografías, etcétera.

La entrega oficial tendrá un Acto Central en fecha no decidida todavía, esperando que la contingencia permita hacerlo en forma física desde la ex cárcel de Valparaíso.”

¿Has podido visualizar, a medida que este proyecto avanza, la importancia simbólica que tiene el Lebu para los porteños y porteñas?

“Por supuesto, hoy ha quedado reforzada la idea de que el Lebu es un símbolo de la represión en Valparaíso. Con la maqueta, los testimonios, los videos, literatura al respecto, la gente podrá acceder a este conocimiento de un lugar tan simbólico como fue esta cárcel flotante. Todo este material estará a disposición de quien quiera tomarlo y por eso estamos muy contentos y muy motivados en sacar adelante este proyecto.”

¿Cómo lograrán financiar este proyecto de construcción de la maqueta?

“Es un proyecto totalmente auto gestionado y hemos iniciado una campaña para recolectar fondos que se llama “ayuda a construir la maqueta del Lebu”, y la respuesta de los compañeros y compañeras ha sido muy positiva.”

¿Quién confeccionará la maqueta?

“Un Artesano muy conocido de Valparaíso, “El Puelche”, que se le conoce por los retablos del Puerto.”

¿Cómo te contactaste con él?

“Tengo un par de retablos de “El Puelche” en mi casa, este artesano cuyo nombre real es Mario Zamora, y pensé que él podría ser el indicado para llevar adelante este proyecto, entonces lo contacté y conversé sobre la maqueta que queríamos hacer y se interesó de inmediato. Un par de días después les llevamos algunos registros gráficos, imágenes, se compraron materiales y ahí comenzó a concretarse la confección de la maqueta.”

 

 

Enviado por Mario Aguirre Montaldo /Ojo con el lente: http://www.ojoconellente.cl/?p=3645

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.