Por la autodefensa de la humanidad: recuperar el agua y los bienes comunes.

Por el control sobre nuestros territorios y la recuperación del agua y los bienes comunes.

por Coordinadora Chorera/Talcahuano.

Ante un nuevo 22 de marzo, día en que se conmemora el día mundial del agua, los pueblos nos vemos en la necesidad de tomar con más fuerza las banderas de la lucha por la recuperación de las aguas y el control y gestión comunitaria de este preciado bien común.

El agua, es un elemento natural vital para el sostenimiento y reproducción de la vida y de los diversos seres y ecosistemas, así como también para garantizar la supervivencia de la especie humana, por lo que el acceso al agua y su saneamiento fueron reconocidos como un derecho humano. Sin embargo, dicho derecho humano es constantemente vulnerado en este país, donde gracias al modelo vigente establecido en la constitución de la dictadura cívico militar de Pinochet, es consagrada la propiedad privada del agua, poniendo el mercado en el centro en vez del buenvivir de los pueblos, cediendo los derechos de aprovechamiento de agua a privados, favoreciendo fuertemente a la industria minera, agroexportadora, energética y forestal.

Como consecuencia de esto más de un millón de personas han visto vulnerado su derecho al acceso al agua, ya sea porque la industria contaminó las fuentes de agua, alteró ecosistemas y secó cuerpos de agua, o porque su excesivo consumo de agua aceleró la escasez hídrica en los distintos territorios a lo largo de Chile, todo esto por supuesto en total impunidad y sin reparación alguna hacia las comunidades afectadas.

A esto se suma la privatización de las empresas sanitarias del país, que por su importancia en materia de salud, dicha infraestructura y su buen funcionamiento debiese estar garantizado por el estado y controlado por las comunidades, sin embargo, la experiencia de las y los pobladores de Osorno con ESSAL en junio del 2019 nos dice lo contrario.

Por ello, denunciamos las políticas neoliberales de la dictadura y de los gobiernos de la mal llamada transición, donde la clase política en alianza con la clase empresarial han propiciado el saqueo del agua y los bienes comunes y la destrucción de los ecosistemas de Chile y Wallmapu, precarizando la vida de los pueblos y atentando contra nuestro buenvivir.

Exigimos el reconocimiento de la naturaleza como sujeta de derechos, la derogación del código de aguas y la desprivatización de esta y los bienes comunes, entregando el control y su gestión a las comunidades, pues los bienes comunes no pueden ser fuente de riqueza de unos pocos, los mismos que nos explotan, violentan y mandan a reprimir.

Ante un escenario en que el sistema capitalista, patriarcal y colonial, en complicidad con los estados saquea y destruye nuestros territorios, hacemos un llamado a las comunidades organizadas a apostar por un control y una gestión comunitaria de las aguas, en la que el acceso, uso y distribución de este bien común esté supeditado a las necesidades de las comunidades y los ecosistemas de nuestros territorios, y no a las del mercado que constantemente atenta contra nuestra vida.

¡A ejercer control sobre nuestros territorios y recuperar el agua y los bienes comunes!

¡Por un control y gestión comunitaria del agua y bienes comunes!

Recibido el 22 de marzo de 2021.

1 Comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.