Chile, datos para la coyuntura: Encuesta CEP y las maniobras del salvataje.

Cristián Patricio Larroulet Vignau, economista, académico e investigador chileno; hoy reside en el segundo piso de La Moneda. También, fue ministro secretario general de la Presidencia del primer mandato del presidente Sebastián Piñera, y uno de los fundadores de la Universidad del Desarrollo y del Instituto Libertad y Desarrollo.

Las 9 tendencias que marcó la encuesta CEP (y lo que ocurrió con el dedazo de Bachelet y el voto de las mujeres).

por Ex-Ante.

La encuesta CEP, que en las últimas décadas se ha convertido en el termómetro de la política chilena, lanzó este jueves un nuevo sondeo. Su desglose permite descifrar al menos 9 claves del momento que atraviesa la política chilena, aunque el estudio midió la evaluación de personajes públicos y no las preferencias presidenciales. ¿Dónde se fue el voto de centro? ¿Quiénes son los más distantes al Presidente? ¿Cómo la DC adquirió un importante peso en la izquierda? ¿Qué pasó con Jadue?

1.Los bastiones del bacheletismo. Tres meses después del lanzamiento de su campaña, con apoyo de la ex Presidenta, la encuesta muestra los efectos del dedazo.

  • Narváez es la candidata con menor aprobación de la ex Concertación, su tasa de rechazo duplica la de su apoyo y es la menos conocida en la centroizquierda. Ximena Rincón, en este último ítem, la supera en más de 20 puntos; Heraldo Muñoz, en casi 10. Boric, del Frente Amplio, en 24.
  • Pero, más importante aún, no aparece por ahora capitalizando los bastiones históricos de popularidad del bacheletismo, atribuido a las mujeres y los segmentos D y E. Es Pamela Jiles quien corre con ventaja en esos nichos.
  • Narváez tiene mejor aprobación en hombres que en mujeres y su rechazo es 17 puntos mayor entre quienes dicen tener estudios secundarios incompletos.
  • En la izquierda la aprueba un 29%; el 34% la desaprueba. Tras reformulaciones en su equipo y estrategia, Narváez había optado por inclinar su campaña más a la izquierda.

2.¿Quiénes castigan al Presidente?: El resultado muestra el grave problema de Piñera- electo en 2018 con un 55% de los votos- con su propio sector.

  • Solo un 28% de quienes se autodefinen de derecha apoyan al Presidente, vale decir, menos de 1 de cada 3 personas afines al sector.
  • Quienes más lo desaprueban son las mujeres y las personas de entre 18 y 34 años.
  • Los segmentos con educación superior lo apoyan menos (9%) que los que tienen educación incompleta (15%).
  • Su fortaleza está en las personas de 55 años o más.

3.Apoyos calcados en la DC. Yasna Provoste fue la figura mejor evaluada de la centroizquierda, a 2 meses de asumir la Presidencia del Senado y como protagonista del diálogo con La Moneda para superar la crisis. La sigue Ximena Rincón, quien es la candidata de la DC y lleva más de un año tratando de posicionarse. Sus similitudes son muchas.

  • Provoste tiene 26% de adhesión, Rincón 25%. Sus tasas de rechazo son iguales (40%).
  • Su mayor adhesión está entre quienes se definen de izquierda, ambas con 34%. Superan a Paula Narváez (PS) y Heraldo Muñoz (PPD) en ese sector por un rango de 5 puntos.
  • Tienen un apoyo equivalente entre las mujeres (24%), Provoste la supera por solo 2 puntos en el centro político.
  • Su fortaleza está en quienes tienen educación incompleta (ambas cuentan con 34%).

4.Los flancos que aún le pesan a Boric. En pleno proceso de recolección de firmas, y luego de las deserciones en el Frente Amplio, que en 2017 se convirtió en la tercera fuerza política, Gabriel Boric enfrenta dificultades a poco más de un mes de lanzar su candidatura.

  • Está en un margen de 10 puntos debajo de los candidatos de la centroizquierda.
  • Quizás lo más complejo, sin embargo, es su apoyo entre los jóvenes y la izquierda, que lo criticó cuando firmó el acuerdo por la Paz y la Nueva Constitución.
  • Boric cuenta con más aprobación entre quienes tienen 55 o más años que en los jóvenes de entre 18 y 24 años.
  • En el segmento juvenil lo apoya un 12%, pero lo rechaza un 48%.
  • El 28% de las personas que se identifican con la izquierda tienen una buena evaluación de él. El 39%, sin embargo, no piensa lo mismo.
  • Su tasa de rechazo es de 55%, mayor que todos los candidatos de la ex Concertación y que Daniel Jadue.

6.Jiles atropella a Jadue por la izquierda. Pamela Jiles es el personaje político mejor evaluado de la CEP (54%), muy por encima del PC Daniel Jadue -su rival en la izquierda más radical- y los demás políticos en carrera.

  • A Jadue (24%) le saca 30 puntos.
  • En las personas que se autodefinen de izquierda la periodista lo supera por un margen de más de 20 puntos.
  • El alcalde tiene un nivel de conocimiento de 68%, Jiles de 91%. La tasa de rechazo del primero es de 49%, la de la periodista llega a 28%.
  • Jiles tiene mayor apoyo entre quienes cuentan con educación escolar incompleta (70%). En la educación superior baja a la mitad.
  • Por el contrario, el apoyo del alcalde es mayoritario entre quienes educación superior.
  • El fuerte de Jiles está entre quienes tienen entre 35 a 44 años; los de Jadue oscilan en los 45 y 55 años.

7.La evaluación de las mujeres. Los candidatos que tienen mejor evaluación entre las mujeres están mayoritariamente en la derecha.

  • La evaluación, en forma descendente, es la siguiente: Lavín (34%), Sichel (33%), Matthei (28%) y Desbordes (25%).
  • Su adhesión es superior a los abanderados de la centroizquierda y el Frente Amplio.
  • La lista es así: Rincón (24%), Heraldo Muñoz (22%), Narváez (18%) y Boric (15%)
  • Jiles lidera con un 56%.

8.El voto de centro. La CEP muestra que las personas que se definen de centro duplican (41%) a las que dicen adherir a la derecha (18%) y a la izquierda (20%), que aparecen virtualmente empatadas.

  • Entre quienes se autodefinen de centro la delantera la lleva Pamela Jiles (47%).
  • Le siguen Lavín y Desbordes, con 33% cada uno.
  • Más abajo aparece Heraldo Muñoz, con 26 puntos (el porcentaje se asemeja a su evaluación en las personas de izquierda, donde marca 28%); y Ximena Rincón, con 24%.

9.La carrera interna en Chile Vamos. Aunque el sondeo mide la aprobación de personajes públicos, y no intención de voto, las cifras dan algunas luces. En las primarias votarán los identificados con la derecha y ahí se da el siguiente cuadro:

  • Sichel (53%), Matthei (50%), Lavín (48%), Briones (43%) y Desbordes (36%).
  •  Una primaria, de todas formas, tiene otros factores. En primer término, el poderío territorial de los partidos (RN y la UDI superan con creces rivales). En segundo, las posibilidades electorales de cada uno (una derecha asustada ante el cuadro de crisis podría preferir a un Lavín, que lo convence menos si tiene mejores posibilidades que Matthei, por ejemplo).

Fuente: https://www.ex-ante.cl/las-9-tendencias-que-marco-la-encuesta-cep-y-lo-que-ocurrio-con-el-dedazo-de-bachelet-y-el-voto-de-las-mujeres/


Entretelones: los malabarismos de las negociadores de la oposición para que diálogo con La Moneda no sucumba a presiones de la izquierda.

por Alex von Baer/Ex Ante.

Los negociadores clave de la oposición: la presidenta del Senado Yasna Provoste (DC), el senador PPD Guido Girardi, el vicepresidente del Senado Jorge Pizarro (DC), y el senador PS José Miguel Insulza. Fotos: Agencia Uno

Aún cuando las conversaciones por un aumento de las ayudas económicas han sido lideradas por la presidenta del Senado Yasna Provoste (DC), detrás hay senadores DC-PPD-PS que han asumido un rol clave en contener las críticas dentro de su mismo sector al diálogo con La Moneda en su peor minuto: argumentan que la idea “no es salvar a Piñera”. La señal más fuerte: la visita de Provoste a la CUT -controlada por el PC-, que deslizó un respiro en su agenda de movilizaciones.

Qué observar: El viernes en la noche se reunieron los senadores de oposición y respaldaron la estrategia de Provoste en las negociaciones para aumentar ayudas económicas vía cambios tributarios y así frenar un 4° retiro de las AFP, luego de que la cita de la presidenta del Senado con Piñera desatara críticas en sectores de izquierda, que acusan un S.O.S. a Piñera tras su derrota en el TC por el tercer retiro y las protestas que regresaron.

  • En la reunión de senadores, Juan Pablo Letelier (PS), Alejandro Navarro (PRO) y Carlos Montes (PS) hicieron reparos a la foto en La Moneda. “No puede ser un abrazo del oso”, se dijo, poniendo en duda los resultados. “No caben las ingenuidades”, dijo Montes el viernes.
  • En el FA, la diputada Claudia Mix señaló: “La reunión fue un intento de darle oxígeno a un gobierno acabado”, afirmando que el único camino es que La Moneda simplemente patrocine la Renta Universal e impuesto a súper ricos.
  • El candidato presidencial Pablo Vidal (ex–FA) reclamó por que no se haya comprometido el royalty minero y súper ricos, y el diputado PPD Tucapel Jiménez llamó a “exigir cambios estructurales” incluso en salud y pensiones.
  • Pero más que las críticas a los contenidos, resonó que la diputada humanista Pamela Jiles acusara a Provoste de negociar con Piñera para “volver a salvar a Piñera cuando lo tenemos en el barro”. “¿Nueva cocina en curso?”, agregó.

Qué significa: Se le abrió el flanco izquierdo al grupo de negociadores que respalda a Provoste, y su estrategia de ofrecer gobernabilidad a La Moneda pero no a cualquier precio (esperando que se corrija la focalización de ayudas, más recursos fiscales y más influencia en las decisiones).

  • El principal soporte de Provoste ha sido el vicepresidente del Senado Jorge Pizarro (DC). Ha tendido puentes con ministros para pavimentar el diálogo.
  • También han sido clave los jefes de comité Guido Girardi (PPD) y José Miguel Insulza (PS): han transmitido a sus pares que aún cuando fue La Moneda la que a su juicio puso en juego la gobernabilidad del país, deben “evitar un polvorín”.
  • Otros que han respaldado: Álvaro Elizalde e Isabel Allende (PS), Ximena Rincón (DC), Ricardo Lagos Weber (PPD), y Juan Ignacio Latorre (FA).

La estrategia opositora: La última semana del núcleo negociador ha estado plagada de gestos -que continuarán- para contener al flanco izquierdo y lograr el apoyo más amplio posible de ese sector: más que por congraciarse con ellos, porque hay conciencia de que las críticas pueden permear a la ciudadanía y desestabilizar el diálogo, explican.

  1. No hablar de acuerdo: Piñera llegó a la reunión pidiendo que explicitaran los 3 acuerdos adoptados, pero Provoste y Pizarro exigieron no hablar de un acuerdo sino que de “agenda mínima concordada”, definición que prepararon antes: se debía tratar -analizaron- de contenidos mínimos para la emergencia más que un acuerdo grandilocuente, que parte importante de la oposición considerará insuficiente.
  2. Subir la puntería: esta vez pidieron que la ayuda económica cubra al 90% de la población (hace 1 mes pedían a 80%). Explican en la DC que el escenario político es distinto: el Gobierno ahora está derrotado, por lo que requieren un mejor resultado para justificar un acuerdo, que incluso podría ser un triunfo si en 15 días La Moneda cede Renta Básica Universal para el 90%, tras negarse por 1 año.
  3. Evitar similitud con el 15 de noviembre: “No debe haber nada que se parezca al acuerdo constitucional”, se ha repetido en el grupo, cuando Mario Desbordes (RN) lo proponía. En las reuniones de senadores, Alejandro Guillier -partidario de la salida de Piñera- ha dicho que cualquier acuerdo pondrá “a la calle contra nosotros”. Anoche, Giradi afirmó la estantería: “No es para salvar a Piñera, es una respuesta democrática que garantice la ayuda a la gente y el proceso constituyente”.
  4. Acotar temas pero no desechar aún súper ricos: Montes ha pedido agregar la reforma a Carabineros y Letelier la previsional, pero los negociadores han estimado que un abanico amplio de temas aumenta mucho las expectativas y dilata el trabajo. Con ese mensaje ha intercedido Insulza para ordenar al PS, y anoche se acordó mantener los 3 ejes: Renta Universal, Pymes y exenciones tributarias. Aún así Provoste no ha descartado súper ricos (proyecto del PC), no así el royalty, por su debate más largo.
  5. Coordinación con parlamentarios: A ello respondió la reunión de anoche: cuadrar a los 24 senadores tras la estrategia y recoger objeciones. Si se dialoga antes el diseño, se aúnan más apoyo, explican. Y Provoste se ha reunido con diputados.
  6. Rayado de cancha a la izquierda: Provoste fijó un límite a qué objeciones está dispuesta a tolerar. Al FA le contestó: “Los que se quedan en que si no es el nombre que propongo, no apoyan (el instrumento), o no tienen capacidad de conducir al país o no tienen disposición de contribuir”.
  7. Desmarque de Jiles: De hecho, no aspiran a cuadrar a quienes no vean con interés real de contribuir a soluciones, donde sitúan a Jiles, a quien solo le interesaría continuar con retiros para posicionar su campaña. Incluso algunos hablan de que un acuerdo exitoso la aislaría, justo cuando crece en las encuestas. Provoste le contestó duramente: “No es cocina cuando la reunión es pública, y se informan los acuerdos y lo que se conversó. Eso es democracia”.

La señal clave a la CUT: Pero el gesto más potente con la izquierda fue que la primera reunión de Provoste tras la cita con Piñera fue visitar a la presidenta de CUT Bárbara Figueroa (PC), para informarle del diálogo -justo el día en que la organización estaba en Paro Nacional- como señal a ese mundo.

  • En la cita, Provoste criticó “errores del Gobierno”, mensaje que había evitado en La Moneda, y les indicó que intercedió ante Piñera por los dirigentes CUT detenidos. Recibió aplausos.
  • Figueroa habló de una “señal contundente, porque en general las autoridades no dialogan con organizaciones movilizadas”, y no criticó a Provoste. E incluso deslizó un respiro en nuevas movilizaciones, dependiendo del avance de las conversaciones. “Esperaremos el diálogo”, precisó Nolberto Díaz, de la CUT.

La reunión de Provoste con la presidenta CUT, Bárbara Figueroa (PC). Foto: Senadores DC.
 
Por qué importa: De cuánto logren ordenar Provoste y los suyos a la izquierda dependerá que las negociaciones prosperen y tengan legitimidad, y no sean un paso en falso.

  • Ello podría acrecentar el ruido interno por una eventual candidatura presidencial de ella, en desmedro de los actuales abanderados, hoy estancados en encuestas.

Fuente: https://www.ex-ante.cl/entretelones-los-malabarismos-de-las-negociadores-de-la-oposicion-para-que-dialogo-con-la-moneda-no-sucumba-a-presiones-de-la-izquierda/

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.