Chile seco: Los cantos de sirena de la reforma al código de aguas.

Ezio Costa por reforma al Código de Aguas: “No cambia completamente la lógica de los derechos de agua”.

Por Diario Uchile.

En conversación con el programa Radioanálisis, el abogado y académico de la Universidad de Chile analizó el proyecto que modifica el Código de Aguas, iniciativa que se encuentra en el Senado y que podría ver la luz a fines de 2021. «Es evidente que hay muchos intereses en juego”, dijo.

Luego de que el Senado retomara la discusión sobre el proyecto que modifica el Código de Aguas, el abogado y académico de la Universidad de Chile, Ezio Costa, conversó con el periodista Patricio López, en el programa Radioanálisis, para abordar el alcance de la iniciativa que ingresó al Congreso hace casi diez años y que podría ser promulgada a fines de 2021. 

De esa manera, el experto advirtió que los proyectos que abordan temas ambientales tienen una tramitación mucho más extensa en el Parlamento, sobre todo porque tocan directamente los intereses de las industrias extractivas. “Existe una tensión hacia la conservación de las normas actuales, que favorecen a esas industrias extractivas, ya sea por las ideologías más conservadoras o por las presiones de los empresarios”, comentó el también director ejecutivo de la ONG FIMA.

“Es normal que estas discusiones duren muchísimo”, agregó e indicó que el proyecto ha tenido más de un cambio, lo que ha retrasado aún más el debate parlamentario. “Este fue un proyecto que fue patrocinado por la ex presidenta Bachelet que, en algún minuto, presentó una indicación sustitutiva, cambiando el proyecto, por así decirlo. Después, el Presidente Piñera volvió a cambiarlo con una indicación sustitutiva muy grande. Entonces, es evidente que hay muchos intereses en juego”, dijo.   

En tanto, sostuvo que la gran agricultura es la que usa principalmente el agua y que es, precisamente, este sector el que tensiona las conversaciones a la hora de avanzar en la reforma, aunque descartó que el sector sea dañado a raíz de la promulgación de estos cambios: “En el minuto en que logremos recuperar el agua y logre ser, en todo su esplendor, un bien común como siempre ha sido en la historia occidental, probablemente todas esas industrias no vean dañados sus intereses. Es poco probable que el Estado de Chile, por ejemplo, caduque todos esos derechos de agua, porque están produciendo y generando empleo (…). El fantasma de la expropiación es el que ha operado en reformas ambientales como esta”, dijo.

Ezio Costa también indicó que la actual reforma posee una serie de puntos que deben ser analizados. “No cambia completamente la lógica de los derechos de agua, que es algo que uno podría querer. Además, no hace cambios institucionales como la creación de organismos de cuencas”, dijo el especialista.  

Según explicó, es relevante que la reforma considere ámbitos como la protección del medio ambiente y las transformaciones de la institucionalidad en torno al agua. De acuerdo a ello, sostuvo que el actual proyecto es “deficiente” por varias razones. Primero, porque crea una burocracia mucho más grande de la que debería existir y, segundo, porque no apunta al derecho del agua desde una perspectiva de derechos humanos. 

En esa línea, manifestó que deberían construirse organismos de cuencas capaces de gestionar el agua en cada cuenca. “Eso significa gestionar el ciclo hídrico y no solamente ver el agua como recurso. Eso quiere decir, proteger el ecosistema que produce el agua”, explicó, indicando que esa entidad debería estar integrada por los usuarios del agua y representantes de la misma cuenca, entre otros. 

Asimismo, señaló que, en su opinión, “no es necesario expropiar los derechos de agua”, sino regular el uso de los recursos, aunque precisó que “los derechos no pueden ser eternos”.   

El académico de la Universidad de Chile también afirmó que, pese a que este no es un proyecto ideal, es un primer paso respecto del reconocimiento del agua como un bien común. Sin embargo, afirmó que la nueva Constitución será fundamental para democratizar su acceso. 

“Me imagino que la nueva Constitución y, espero que así sea, va a señalar que el agua es un bien común y que como bien común el Estado puede conceder parte de ella a través de derechos de aprovechamientos que tienen que ser temporales y con ciertas prioridades de uso. Me imagino que se va a consagrar como derecho humano y que se va a hacer algo respecto de las cuencas”, dijo.

Con la activación del debate en el Senado, ahora el proyecto podría ser abordado sin mayores retrasos, sobre todo, porque existe un apoyo transversal respecto de la iniciativa. No obstante, el panorama quedará mucho más claro cuando, el próximo martes, el Congreso vuelva a revisar la reforma.    

Fuente:https://radio.uchile.cl/2021/07/22/ezio-costa-por-reforma-al-codigo-de-aguas-no-cambia-completamente-la-logica-de-los-derechos-de-agua/


Tras 10 años de tramitación, Código de Aguas entró en su última etapa legislativa: Sala del Senado inició discusión este miércoles.

Por el Mostrador.

En síntesis, el proyecto busca priorizar el consumo humano, el saneamiento, el desarrollo productivo local y la seguridad alimentaria. Además pretende otorgarle al agua el carácter de bien nacional de uso público, y también establece la extinción del derecho de aprovechamiento de aguas y fortalecer. En el debate, la senadora Isabel Allende (PS) sostuvo que «debemos darle prioridad (del agua) al uso humano. Hoy estamos dando ese paso». Por su parte, David Sandoval dijo que «este proyecto no resuelve todo, pero ha habido un amplio consenso en su desarrollo». En la sesión estuvo presente  el ministro de Obras Públicas, Alfredo Moreno, quien manifestó que «el Código de Aguas no resuelve todo, pero es un pilar importante». La discusión del proyecto del Código de Aguas continuará el próximo martes.

Luego de 10 años, el proyecto del Código de Aguas podría estar viendo la luz al final del túnel. Ello porque este miércoles, la Sala del Senado comenzó la discusión en general de esta iniciativa que ingresó a la Cámara de Diputados en 2011.

En síntesis, el proyecto busca priorizar el consumo humano, el saneamiento, el desarrollo productivo local y la seguridad alimentaria. además pretende otorgarle al agua el carácter de bien nacional de uso público, y también establece la extinción del derecho de aprovechamiento de aguas y fortalecer.

Otro punto relevante de este proyecto, es que brinda atribuciones a la Dirección General de Aguas (DGA) en aras de fiscalizar la gestión y sustentabilidad de los recursos hídricos.

También se establece que los nuevos derechos de aprovechamiento sean otorgados como concesiones temporales de 30 años, y se elimina la especulación por medio de un incremento en la patente por no uso, además de ampliar la facultad de expropiar para priorizar el consumo humano, mejorando también la facultad sancionatoria de la Dirección General de Aguas, entidad donde se tendrá que inscribir obligatoriamente los derechos de uso.

El debate

En el debate, la senadora Isabel Allende (PS) sostuvo que «debemos darle prioridad (del agua) al uso humano. Hoy estamos dando ese paso». Por su parte, David Sandoval dijo que «este proyecto no resuelve todo, pero ha habido un amplio consenso en su desarrollo».

Por otra parte, el senador Carlos Bianchi destacó: «Que este proyecto proteja a la Patagonia, con sus características, es de mucha importancia», además dijo que «no podemos esperar a que la Convención defina que el agua es un bien nacional de uso público».

«No es un proyecto perfecto, pero es urgente y absolutamente necesario», agregó el parlamentario.

La senadora Yasna Provoste (DC) señaló que «el proyecto de ley que hoy venimos a aprobar es consistente (…) el Código de Aguas de 1981 ha sido ampliamente cuestionado por expertos y una amplia mayoría del pueblo de Chile».

En la misma línea, Juan Pablo Letelier (PS) sostuvo que «la exacerbación del mercado en esta área (agua) ha producido tremendas distorsiones»

En la sesión estuvo presente  el ministro de Obras Públicas, Alfredo Moreno, quien manifestó que «el Código de Aguas no resuelve todo, pero es un pilar importante».

La discusión del proyecto del Código de Aguas continuará el próximo martes.

Senadora Aravena llamó a aprobar la reforma al Código de Aguas

Previo a la sesión, la senadora Carmen Gloria Aravena hizo un llamado a debatir con seriedad y aprobar en general este proyecto. La parlamentaria explicó que se recibió a más de 80 expositores de diversas organizaciones, autoridades, académicos y profesionales, quienes manifestaron sus observaciones sobre el proyecto que fue aprobado en general por la unanimidad de los miembros de la Comisión de Agricultura.

«Le pido a mis colegas que puedan tener en consideración el enorme trabajo que se ha realizado en las distintas comisiones para sacar adelante el nuevo Código de Aguas. En la Reforma, se establece que el agua, como un bien nacional de uso público, es un derecho humano irrenunciable, por lo que se garantiza el consumo humano por sobre todos los otros usos», destacó la parlamentaria.

Dentro de los aspectos a destacar, la senadora indicó que se incorporan normas como los planes de gestión estratégica para las 101 cuencas presentes en Chile, con el fin de mantener un estudio sistematizado de ellas, más allá de las aguas superficiales.

Fuente: https://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2021/07/21/tras-10-anos-de-tramitacion-codigo-de-aguas-entro-en-su-ultima-etapa-legislativa-sala-del-senado-inicio-discusion-este-miercoles/


Anexo: Ojo con la Reforma al Código de Aguas.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.