Brasil de facto: Lava Jato actuó como partido político.

Los funcionarios de la justicia brasileña, Moro y Dallagnol utilizaron la justicia para perseguir intereses personales, según un investigador Milton Alves (der.).

Libro «Lava Jato: Una conspiración contra Brasil» de Milton Alves.

por Paulo Motoryn/Brasil de Fato.

La candidatura del exjuez y exministro de Justicia Sergio Moro a la Presidencia de la República ha cobrado protagonismo en los principales medios de comunicación en las últimas semanas. Temeroso de Lula del Partido de los Trabajadores (PT) y peleado con Jair Bolsonaro (sin partido), el exjuez de la Operación Lava Jato admitió finalmente su deseo de  disputar la presidencia en 2022. 

Tras negar en múltiples ocasiones que tuviera pretensiones electorales, la confirmación de su candidatura se hizo con el anuncio de su afiliación al partido Podemos. El evento tendrá lugar en Brasilia el próximo miércoles (10), donde el exjuez aterrizó a principios de esta semana. La invitación al evento se hizo pública a la prensa la semana pasada.

El jueves (4), el fiscal del Ministerio Público Federal (MPF) que dirigía el grupo de trabajo de Lava Jato, Deltan Dallagnol, anunció su renuncia al cargo. La tendencia es que también se presente como candidato en las elecciones de 2022. Al igual que Moro, debería competir por un lugar en la política por parte de Podemos.

En una entrevista con Brasil de Fato, el escritor Milton Alves, autor del libro «Lava Jato – Una conspiración contra Brasil», dijo que la confirmación de la candidatura de Moro y Deltan refuerza la noción de que la Operación Lava Jato actuó como un partido político.

«Son candidatos de derecha, que dialogan con la extrema derecha, con sectores de la alta burocracia federal y con sectores del poder judicial que son lavajatistas. El lavajatismo es un estado de ánimo de la clase media alta, que cree que el principal problema del país es la corrupción. Históricamente, esta bandera ha sido capturada por la derecha. Bolsonaro subió con esta bandera», dice Alves.

«El movimiento aumenta el abanico de candidaturas de la ‘tercera vía’ que están probando. Tratan de encontrar un nombre para enfrentar a Lula y a Bolsonaro. La vieja derecha neoliberal está haciendo un verdadero examen de ingreso, en el que Moro se presenta ahora oficialmente como afiliado a un partido político, Podemos, de derecha y bolsonarista, pero que albergará al exministro», analiza.

Podemos tiene como principal líder al senador del estado de Paraná, Álvaro Dias, histórico aliado de Moro y Deltan. En los últimos años, al partido se lo ha conocido como el «partido de la Lava Jato» por su defensa intransigente de la operación. Aunque Podemos es sólo el decimotercer partido en número de afiliados, es el tercero en el Senado Federal por el tamaño de su bancada. 

La familia Abreu (Dorival de Abreu, José Masci de Abreu y, actualmente, Renata Abreu) está al frente del partido desde su fundación en 1995. Diputada federal, Renata es ahora la presidenta nacional. Antes de 2018, el partido se llamaba PTN (Partido Laborista Nacional). 

La orientación ideológica del partido siempre se ha mantenido en el campo de la derecha, a pesar de su apoyo a partidos de ambos lados del espectro. En 2010, el PTN fue uno de los partidos que formaron la coalición que apoyó la elección de Dilma Rousseff. Sin embargo, cuatro años después, en 2014, el partido se unió al grupo que apoyó la candidatura de Aécio Neves a la presidencia. 

En 2018, inspirado en Podemos, un partido de izquierda en España, y en el lema «Yes, we can» de Barack Obama en Estados Unidos, el partido adoptó un nuevo nombre, Podemos. Ese mismo año, incorporó al PHS (Partido Humanista de Solidaridad) a su estructura partidaria y lanzó al senador Álvaro Dias como candidato presidencial. 

En las últimas elecciones presidenciales, Dias obtuvo menos de un millón de votos y acabó con el 0,8% de los votos válidos. En la segunda vuelta, el partido se declaró neutral en la disputa de Bolsonaro contra Fernando Haddad, del Partido de los Trabajadores (PT), exalcalde de São Paulo y exministro de Educación en los gobiernos de Lula y Dilma Rousseff (PT). Sin embargo, los dirigentes del partido dijeron que habían votado por el candidato del Partido Social Liberal (PSL), Bolsonaro.

El año pasado, una encuesta realizada por la web Congresso em Foco, basada en la plataforma Parlametria, señalaba que Podemos era el partido más fiel a Bolsonaro en votos en la Cámara de Diputados.

Con un 92% de adhesión a los proyectos del Gobierno, sus 11 diputados federales se situaron ligeramente por encima de los cinco congresistas del partido Patriotas (90%) y por delante del PSL, partido por el que fue elegido Bolsonaro, que mantuvo un 85% de adhesión a las agendas gubernamentales. 

En el Senado, Podemos cuenta con otros dos diputados de Paraná, Flávio Arns y Oriovisto Guimarães. La bancada del partido en la Cámara también incluye a Jorge Kajuru (Goiania), Laisier Martins (Rio Grande do Sul), Reguffe (DF) y Styvenson Valentim (Rio Grande do Norte), así como a dos senadores que ganaron protagonismo en la investigación del Congreso sobre la Covid, Eduardo Girão (Ceará) y Marcos do Val (Espirito Santo). 

Girão y Val, aunque vinculados al nuevo partido de Moro (Podemos), siguen siendo fieles a Bolsonaro en el Congreso y en las redes sociales. El dilema que ambos afrontarán en la disputa electoral tras la efectivación de la candidatura de Moro, puede sacarles de la base gobiernista o hacerles romper con Podemos.

Prerrogativas críticas

Los abogados, juristas y profesores de derecho que integran el grupo Prerrogativas publicaron el jueves (4) una nota en la que condenan las pretensiones políticas de Deltan Dallagnol y Sergio Moro.

Según los juristas, se trata de la «consumación de una maniobra criminal de aprovechamiento político del sistema judicial». Para los miembros de la Prerrogativa, Moro y Dallagnol «muestran ahora a la luz del sol sus verdaderos propósitos».

«Los pretextos de ‘lucha contra la corrupción’, ‘Brasil justo para todos’, ‘ley que debe aplicarse a todos’ e incluso ‘amor al prójimo’, utilizados por estos farsantes, en realidad siempre han sido vehículos para la búsqueda de intereses personales, a costa de la destrucción de empresas nacionales y la condena de personas inocentes, en una tenebrosa deformación de las funciones del poder judicial y del Ministerio Público», dice la nota.

Buena relación con Movimiento Brasil Libre

Entre los todavía escasos apoyos que acumula en su intento de llegar al Palacio do Planalto, Moro ha sido celebrado por dos movimientos con protagonismo en la lucha por el impeachment de Dilma Rousseff en 2016, el Movimento Brasil Livre (MBL) y Vem Pra Rua [Sal a la Calle] Brasil.

Esta semana, Moro publicó un vídeo en el que revelaba que será la «atracción sorpresa» en una reunión nacional del MBL que tendrá lugar en Brasilia. Según Milton Alves, los dos movimientos serán los que «tocarán el bombo» para Moro.

«Movimientos como Vem Pra Rua Brasil y MBL son fuerzas que tocarán el bombo para Sergio Moro. Pero se enfrenta a una gran resistencia en el mundo político institucional de la vieja derecha, del establishment. Ha desempeñado un papel perjudicial para partidos importantes, como el MDB [Movimiento Democrático Brasileño] y el PSDB [Partido de la Soocialdemocracia Brasileña]», explica.

Binomio con Mandetta

A pesar de la confirmación de que Moro estará en la carrera presidencial, Podemos sigue apostando a formar un binomio con otro partido. Una de las posibles alianzas es con Unión Brasil, partido creado este año a partir de la fusión de DEM [Demócratas] y PSL. El nuevo partido cuenta con el exministro de Salud Luiz Henrique Mandetta.

Las accidentadas salidas de Moro y Mandetta de los ministerios para los cuales los nominó Bolsonaro (justicia y salud respectivamente) vincularon a los dos personajes, que han intercambiado afectos y elogios en las redes sociales. Sin embargo, ambos deberían probar el desempeño de sus candidaturas en las encuestas electorales antes de sacramentar un posible binomio para las elecciones.

Edición: Vivian Virissimo

Traducción: Pilar Troya/Brasil de Fato | Brasília (DF)/

Fuente: https://www.brasildefato.com.br/2021/11/05/candidatura-de-moro-y-otros-prueba-que-lava-jato-actuo-como-partido-politico-dice-investigador

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.